VIAJAR EN AUTOCARAVANA: QUÉ ESPERAR

Chris Grad - Aug 1, 2021
0

Si quieres comprar o alquilar una autocaravana para irte de vacaciones este verano, debes tener en cuenta ciertas normas para un viaje seguro.

Viajar en autocaravana es una opción muy popular en esta época de restricciones a los viajes debido a la pandemia. Las ventajas de las autocaravanas son muchas, siempre que estés bien organizado y preparado para el viaje.

¿Cuánto cuesta?

Para muchos veraneantes este año, el alquiler de una autocaravana es la opción preferida. Es posible alquilar el vehículo a una empresa profesional o a un propietario particular. Ambas opciones tienen sus pros y sus contras. Siempre es aconsejable no sólo comparar los precios, sino también el estado de la autocaravana alquilada. 

Hay varios sitios web para comparar los precios de alquiler, que oscilan entre 700 y 1.600 euros por semana. Por supuesto, el precio varía mucho en función de varios parámetros: la época del año, la región en la que hayas elegido alquilar el vehículo, o la categoría de autocaravana (campervan, perfil bajo, sobrecabina o integral).

En cuanto a los costes adicionales, está por supuesto el combustible que hay que planificar cuando se viaja en autocaravana. Dependiendo del modelo del vehículo hay que contar con un consumo que oscila entre los 8 y los 12 litros por cada 100 km.

Además, si piensas utilizar las autopistas, hay que incluir en el presupuesto los peajes.  Si el vehículo no supera las 3,5 toneladas y los 3 metros de altura, entra en la "categoría 2" de la tarificación de los peajes ("categoría 3" para los de más de 3 metros de altura). Sitios de Internet como ViaMichelin o Mappy te permitirán obtener una estimación de estos costes, en función de tu ruta.

Por último, una vez que llegues a tu destino, seguramente tendrás que aparcar en un área de acampada, algunas son gratuitas y otras de pago. El coste oscila entre 8 y 15 euros por un día (24 horas), dependiendo del lugar: de hecho, algunos paquetes te dan acceso a servicios, que te permitirán llenar el depósito de agua limpia y vaciar el de aguas residuales, o incluso acceder a la electricidad.

VIAJAR EN AUTOCARAVANA: QUÉ ESPERAR

Prepárate

Si es la primera vez que viajas en autocaravana, debes planificar bien tu ruta, gestionar tus recursos (agua, gas, electricidad y gasolina), garantizar la seguridad de tu vehículo y de sus ocupantes, y adoptar un código de conducta. Si tienes que cocinar, elige productos de larga duración.

Antes de salir, debes hacer una lista de los accesorios y herramientas que debes llevar contigo. Por ejemplo, necesitarás:

  • una cuña para corregir la inclinación en una pendiente
  • una manguera extensible, idealmente retráctil y también flexible
  • accesorios para tus grifos;
  • bidones con boquilla;
  • un carrito plegable.

Debes saber que las fuentes de energía y el agua no son inagotables cuando viajas en autocaravana. Debes estar preparado para ahorrar dinero gestionando al máximo tus recursos. En cuanto al agua, debes consumir entre 7 y 25 l por persona y tener dos tipos de depósitos, uno para el agua limpia y otro para el agua sucia. No olvides desactivar la bomba de agua y tener los hábitos adecuados para ahorrar.

En cuanto a la electricidad, depende sobre todo del tiempo. Para satisfacer tus necesidades, no debes olvidar recargar la batería regularmente. Comprueba la iluminación con la mayor regularidad posible. Para el gas, una bombona de 13 kg puede durar unos 6 días. Si puedes conseguir otra botella con antelación, estarás mejor equipado. En cuanto a la gasolina, si quieres ahorrar dinero, procura conducir rápido y llegar a la siguiente estación a tiempo.

Precauciones a tomar

Es más prudente no viajar durante la noche en una autocaravana, sobre todo si es la primera vez. En su lugar, es aconsejable encontrar un lugar seguro para pasar la noche. Por ejemplo, puedes llevar un mapa de carreteras con todas las áreas de servicio para autocaravanas y asegurarte de llegar a ellas antes de que anochezca. Las aplicaciones móviles pueden ayudarte en tu viaje. Como alternativa, siempre puedes acampar con un local.

Aunque tengas el código de circulación y el permiso B que te permite conducir una autocaravana, este tipo de vehículo no es el mismo que el que sueles conducir para ir al trabajo. Sólo su tamaño puede ser una fuente de problemas, sobre todo porque en la carretera te puede pillar el viento. Asegúrate de anotar la altura del vehículo y sus dimensiones para poder recordarlas. Ten en cuenta que debes leer atentamente las señales de tráfico y reaccionar al instante.

Otro consejo útil es hacer un descanso al menos cada dos horas y no conducir demasiado rápido. Asegúrate de comprobar los neumáticos antes de salir e, idealmente, a mitad de camino. Todos tus armarios, bahías laterales y claraboyas deben estar bien cerrados, y la puerta del frigorífico cerrada con llave.

Comentarios

Añadir un comentario